Paula Echevarría no deja de cosechar éxitos gracias a su personaje de Ana Rivera, con el que protagonizó la serie Velvet, de Antena 3. A pesar de que Velvet finalizara el pasado mes de diciembre, la serie y todos los que han trabajado en ella siguen recibiendo galardones a día de hoy. Tanto Paula como su compañera Cecilia Freire contaban con una nominación a los premios de cine Fotogramas Plata 2017. Unos minutos antes de conocer que finalmente era Paula la que se hacía con el premio, una de las invitadas más elegantes de la noche, nos concedía unas declaraciones.

CH:¡Qué difícil es ser sirena fuera del agua!
Paula Echevarría: Qué difícil con estos vestidos de sirena con escaleras y alfombras rojas con escaleras.

CH: Esta podría ser la noche de tu primer Fotograma.
P.E: Podría ser, por lo menos es la noche de mi primera nominación a los Fotogramas, que no está mal.



CH: ¿Cómo lo estás llevando?

P.E: Muy bien. Muy feliz y muy tranquila y el hecho de que de tres dos seamos de Velvet, pues la cosa está en casa.

CH: Os sigue trayendo regalos.
P.E: Sigue, hoy está nominado Asier como mejor actor, está nominada la serie como mejor serie, Cecilia, yo… sigue.

CH: Cuántas alegrías te ha dado Ana Rivera.
P.E: Muchísimas y todavía creo que me va a dar alguna.

CH: Después de esto una se piensa más el siguiente paso.
P.E: Sí, pero lo piensas siempre, siempre que terminas un proyecto te apetece ver lo que hay, escuchar de muchos sitios, te planteas qué es lo que te apetece y muchas veces vale más dejar a los demás, no tomar tú las decisiones, tienes que dejarte guiar por la gente que entiende. En este caso yo con Teresa siempre que me presentan un personaje me conocen muy bien, lo que yo puedo dar, lo que no, cuál es mi punto débil, cuál es mi punto fuerte y dejarme aconsejar por ellos siempre es muy bueno.






CH: ¿Cuál es el siguiente proyecto?
P.E: Pues el siguiente proyecto no lo sé todavía. De momento lo que había en marcha se ha quedado ahí y estamos a ver si encontramos ese proyecto con el que todos estemos de acuerdo y a gusto.

CH: ¿Qué te pide el cuerpo?
P.E: Prefiero ver lo que los que entienden me ofrecen. También creo que muchas veces a ti te puede gustar hacer mucho una cosa y no se te da del todo bien. Al final es como que te tienes que dejar llevar un poco por lo que la gente también espera de ti.

CH: Pero eso es peligroso porque pones tu carrera en manos de otra persona.
P.E: No, al final la que decide los proyectos soy yo, lo que te digo es que más que lo que él me dice de qué te apetece hacer ahora, me gusta dejarme aconsejar o dejar que me muestren todos esos proyectos que hay y ver dónde me veo.

CH: ¿A qué dedicas ahora el tiempo?
P.E: A vivir… Estoy más bien, la verdad. Así una temporadita se está fenomenal, pues mira a pasar con mi hija muchísimo tiempo, estamos en un punto peligroso, ahora me venía para aquí y era como no te vayas mamá.

CH: También sigues con las redes sociales. ¿Lo consideras trabajo?
P.E: No, Instagram no porque nunca lo consideré así, para mí no es una obligación, yo subo una foto cuando me apetece y cuando no, pues no. Los fines de semana subo muy poquitas fotos porque estoy en modo relax, entre semana depende. El blog un poco más pero tampoco, ya es como que va solo, ya llevo muchos años.



CH: ¿Estás viviendo un momento de desencanto con las redes sociales?

P.E: No, cada vez me gusta menos subir fotos de mi pareja, pero de mi vida, de mis amigas…

CH: Había una foto de tus padres.
P.E: Sí, es que estaban tan monos, 45 años de matrimonio más cuatro de novios, 49.

La actriz fue una de las mejores vestidas con un diseño de Victoria, la segunda colección de Vicky Martín Berrocal. Un vestido de color negro y corte sirena que se ceñí a su figura y con transparencias en el escote y cuello caja con el que se convirtió en una de las más elegantes de la noche.



You must be logged in to post a comment.